lunes, 8 de agosto de 2011

HERIDAS

No me lo digas, ...no puede ser, ¡ay! otra herida...llevo muchas en la piel, me las he hecho en poco tiempo, uf ¡cómo duelen!...No las toques, deja que sanen,...deja que les de el aire, que pase un tiempo...quizás en pocos días ya esté todo curado, pero...¡son tantas!... No sé si se van a curar todas...Quizás si me echo un poquito de esto en la herida sane, y además haga sanar a las otras,...pero es que en el bote señala "échese con precaución"...¿Y si me pasó?...¿ Y si es peor el remedio que la enfermedad?...
Bueno, me voy a echar pero muy poquito, ¡eh!...mientras tanto soplaré para que no me duela tanto, si veo que me viene bien quizás me eche por las otras heridas...
¡Si! eso haré, me voy a echar un poquito, voy a soplar, y voy a esperar. Pues dicen que el tiempo es la verdadera cura de las heridas...
Necesito que sanen todas, pero también necesito una poquita de ayuda tuya ¿vale?, ¿cuento con ella? ...Espero que sí, pues soy un poco débil...
Tengo esperanzas de estar curada para dentro de un mes...



No hay comentarios:

Publicar un comentario